¿Cómo son los finlandeses?

4 minute read

Los finlandeses son cálidos, abiertos y sinceros, aunque ellos quizá te digan lo contrario

Si alguna vez has conocido a un finlandés, lo más probable es que haya mencionado el carácter reservado de sus compatriotas. No te preocupes, no somos unos brutos taciturnos. Los finlandeses son habladores y hospitalarios, pero el mito del finlandés retraído sigue vivo en Finlandia. Y los finlandeses, con su ingenio autoirónico, serán los primeros en hacérselo saber a los extranjeros. Un ejemplo de chiste finlandés: «Un finlandés introvertido mira a sus zapatos cuando habla contigo; un finlandés extrovertido mira a los tuyos»

En cierto sentido, los finlandeses somos un pueblo bastante peculiar, y disfrutamos secretamente transmitiendo esa imagen de nosotros mismos, aunque no sea siempre cierta. Un finlandés contará una historia inverosímil con cara seria, por dentro se morirá de risa y continuará hasta que el asunto llegue a un punto insostenible. Bromear con alguien (¡o incluso a costa de alguien!) es la manera finlandesa de decir «me gustas». Es justo afirmar que los finlandeses son amables y sociables, pero que tienen una forma bastante particular de mostrarlo.

Charla en Finlandia

Los finlandeses no se prodigan en conversaciones triviales: los momentos de silencio no se consideran incómodos. El silencio solo significa que la persona no tiene nada esencial que decir: los finlandeses creen que no hay razón para llenar los huecos de la conversación con cháchara intrascendente. Por otro lado, los finlandeses somos auténticos: hablamos en serio, queremos decir lo que decimos. «Tomemos una cerveza alguna vez,» significa de hecho que el hablante se pondrá en contacto con la otra persona para tomar una copa, y espera que ésta acepte.

Los finlandeses adoran el café; de hecho, se reúnen muy a menudo alrededor de una taza de 'kahvi'. Ya sea en el trabajo o en casa de un amigo, es probable que en algún momento de la conversación escuches: «Vamos a tomar un café».
Credits: Julia Kivelä

El sentido del humor finlandés

Los finlandeses son maestros del humor autoirónico y se ríen de sí mismos por su timidez e introversión. «Es una conciencia lúdica. A diferencia de los estereotipos de muchos otros países, en los que la gente no se atreve a hacer bromas sobre sí misma, la mayoría de los finlandeses parecen muy conscientes de su imagen y no se la toman demasiado en serio», dice el neoyorquino Chris Wlach, que ha estado en Finlandia dos veces.

«Me enteré por mi profesor de finlandés y por mis amigos de que existía la idea de que los finlandeses eran reservados, lo cual me resultó curioso, porque no era en absoluto mi experiencia», dice.

La modestia es un rasgo común

Los finlandeses son gente modesta. Incluso cuando una aurora boreal esté iluminando el cielo detrás de ellos, seguirán preguntándose por qué alguien querría visitar Finlandia. «No hay nada que ver aquí» es una frase común, pero no es en absoluto cierta.

Credits: Emilia Hoisko Photography

Conseguir una invitación a un hogar finlandés

Si te invitan a su casa, sabes que vas a conocer a los finlandeses en su versión más genuina. Nadie espera que te vistas elegantemente, actúes con rigidez o con excesiva cortesía: informal, relajado, esa es la idea. Encontrarás comida y bebida sin fin y, cuanto más a gusto estés, más disfrutarán los anfitriones de tu compañía. Así es cómo a menudo nacen amistades para toda la vida.

La palabra finlandesa más utilizada para 'salud' es 'kippis'.
Credits: : Emilia Hoisko
Una cena finlandesa suele incluir un pescado, como el salmón, así como verduras frescas, pan de centeno finlandés y patatas.
Credits:: Emilia Hoisko

La sauna en cultura finlandesa

Credits: Emilia Hoisko Photography

No hay nada más finlandés que la sauna; es una forma de vida quese ha transmitido de generación en generación. Además de lugar de purificación, tanto física como espiritual, la sauna solía considerarse una puerta de entrada y salida de este mundo: antiguamente, las mujeres daban a luz en las saunas y, al morir una persona, su cuerpo recibía allí un último lavado. Los finlandeses no son el tipo de personas que salen fácilmente a la calle para protestar, pero una limitación de su derecho a la sauna sin duda provocaría un estallido de indignación sin precedentes. Y sí, normalmente lo hacemos desnudos.

Los finlandeses suelen ir a la sauna desnudos, pero no hay ningún problema por llevar una toalla. Una 'vasta' (o 'vihta') es un manojo de ramitas de abedul frescas con las que te golpeas suavemente para obtener una piel más suave.
Credits: Emilia Hoisko

Las cuatro estaciones en Finlandia

El verano finlandés es breve, dura solo unos tres meses, pero, precisamente por eso, se celebra con muchísimo entusiasmo. Hay un número asombroso de eventos , desde festivales de música a gran escala hasta mercados y ferias locales , y las noches blancas hacen que los juerguistas nunca pierdan el entusiasmo.

En algún momento del verano, la escapada al campo es obligada para todo finlandés. Idealmente, vamos a una cabaña junto al agua, y la mayor parte del tiempo no hacemos nada, quizá alguna barbacoa, un chapuzón de vez en cuando en el lago, pero, en general,simplemente estamos allí. Acompañados por la luz del sol a todas horas, la vida en la cabaña es la mejor manera de recargar las pilas y olvidarse de las preocupaciones cotidianas, los horarios, las citas. El simple hecho de estar, de dejarse llevar, es algo extrañamente maravilloso y una sensación ansiada.

De igual forma, la primavera es una época extraordinaria en Finlandia, especialmente en Laponia, la provincia más septentrional, donde los finlandeses acuden para esquiar de febrero a mayo. El sol primaveral y las condiciones climatológicas son perfectas para aunar diversión y ejercicio, y todos los resorts están llenos de personas felices y en paz. Se dice que los finlandeses nacen con los esquís atados a los pies, y la verdad es que también saben divertirse con ellos.

Credits: : Mikko Huotari
La larga primavera nevada de Laponia atrae a finlandeses y visitantes a esquiar hasta mayo, ¡o a veces incluso junio!
Credits:: Juha Laine

Los finlandeses y la naturaleza

En Finlandia, la naturaleza nunca está lejos, y los finlandeses tienen una estrecha relación con ella. Alejarse de la civilización se valora mucho y pasear por el bosque es una sencilla pero maravillosa forma de reunir y analizar los propios pensamientos.

Finlandia es un país de extremos : por ejemplo, inviernos fríos y oscuros se alternan con veranos cálidos y llenos de luz. Por alguna razón, los finlandeses sienten la necesidad de manifestar físicamente este hecho nadando en aguas heladas y luego bañándose en saunas humeantes. Quizá estas condiciones más bien extremas hayan contribuido a que los finlandeses quieran poner a prueba sus límites con tanto ahínco. El motivo es probablemente poco claro incluso para la mayoría de nosotros: es algo con lo que nacemos, para bien o para mal.

Nadar en el hielo puede resultar abrumador para quienes nunca lo han hecho. Pero, al salir del agua, muchos dicen que se sienten más vivos que nunca.
Credits: Juho Kuva

Recommended

El aire de Finlandia y sus beneficios

Descubre por qué Laponia tiene el aire más limpio del mundo y lee datos recientes sobre esta región en la web oficial de turismo de Finlandia.